Negocio ganadero, actividad 100% agrícola

No cabe la menor duda de que por las riquezas naturales de nuestro Ecuador no solo puede sino que debe convertirse en el mayor productor de carne y lácteos del mundo. Manifestar que para lograr lo antes mencionado debe mejorarse la genética y otorgarse créditos es una verdad a medias y analizaré el porqué.

El negocio ganadero es una actividad ciento por ciento agrícola. El animal requiere del alimento que la tierra da y de recursos hídricos (no solo para regar el campo). Animales de alta genética necesitan de una alimentación rica en proteínas, energía y minerales. Si no tenemos un cultivo que reúna las condiciones propicias para desarrollar animales robustos, mal podemos pensar que solo al introducir ganado fino ya nos convertiremos en los mejores productores del mundo. Adiciono la permanente supervisión veterinaria y aplicación de medicinas preventivas y de desarrollo que los animales necesitan.

No todos los pastos son aptos para el ganado, ya sea que se traten para engorde o producción de leche. Claro, que aquello que no brinda el pasto puede suplírselo con balanceados, ¿pero a qué costo? Un mismo pasto que es óptimo para una hacienda no lo es para otra, de allí que antes de emprender la siembra un análisis del suelo es importante para determinar lo que le sobra o falta para aplicar los fertilizantes y correctores de suelo (humus) idóneos para el cultivo. Si de crédito se trata, las ofertas de financiamiento existentes en instituciones financieras públicas (las privadas ni las mencionan) no son recomendables para la actividad ganadera, pues al ingresar el ganado a la propiedad, el pobre ganadero debe pagar los intereses del primer trimestre, ¿y con qué recursos lo hace? El crédito para este negocio debe tener condiciones muy especiales como gracia mínima de tres años para capitales e intereses, y plazo no menos de 12 años. Tiene que considerarse el crédito como instrumento de desarrollo a largo plazo, pues la actividad ganadera no es un negocio de corto plazo. Si los gobiernos quieren ayudar al sector ganadero, que a más de dar empleo, alimentos de primera necesidad y divisas a futuro, el plan debe ser celosamente estudiado y planificado; caso contrario, si se abren las puertas de las instituciones financieras para tal fin esperemos a corto plazo altos índices de cartera vencida o ganaderos quebrados. Si usted quiere emprender la actividad ganadera y no posee la suficiente cantidad de tierras con vocación agrícola y suficiente agua, no lo haga. Es interesante saber que a la actividad se le llama ganadera, pues supuestamente viene de la palabra “ganar”, pero para que ello ocurra se requiere como en todo negocio, que se busque el éxito de determinados parámetros que deben cumplirse sin objeciones. ¿Qué han hecho países con menos recursos naturales que el Ecuador y son grandes exportadores de carne y productos lácteos?, no tratemos de descubrir la pólvora y el agua tibia, sigamos al líder.

Fuente: El Universo